365 días como nómades




El tiempo pasa. Llegamos! Hoy cumplimos un año.

El primer año cumpliendo nuestro sueño. No podemos decir que llevábamos la cuenta como cuando organizábamos la partida pero el contador sigue estando, ahora en forma creciente.

Definitivamente fue un click que hicimos en nuestras vidas y la salida de Bs As fue la bisagra del antes y el después. Nos atrevimos a salir de nuestra zona de confort.

Tomamos decisiones, enfrentamos desafíos, nos descubrimos a cada paso, vivimos con nuestras elecciones y disfrutamos de lo que estamos construyendo.

Juntos de la mano todo es posible.

Nuestro primer propósito, al partir de Argentina, fue tramitar la ciudadanía italiana. Al llegar a la ciudad natal de mi padre, Civitanova, nos encontramos con que los trámites no durarían lo que teníamos pensado (tres o cuatro meses) así que al comienzo continuamos viajando un poco por otros países, hasta que desde Mayo estamos permanente, y temporal a la vez, en Italia esperando a concluir nuestro trámite. Siempre hay algo que sucede, como por ejemplo estar en una lista de espera de la que no llevamos el control pero esto es tema para otro post.

Sin cuestionarnos demasiado, seguimos haciendo lo que pensamos desde el inicio, Viajar Aquí y Ahora. Mientras esperamos, y no podemos salir de Italia, la recorremos y reconfirmamos que es bellísima.

Nuestro balance del primer año nómade es positivo, muy positivo "a pesar de..." o mejor dicho "aún con...".

Aquí en Italia comencé un nuevo tratamiento para la artritis, esperando que esto colabore en el día a día para estar con menos dolor.

Se extrañan los besos y abrazos, obviamente, aprendimos a estar presente virtualmente con quien así lo quería. Hemos participado en los cumpleaños a los que nos invitaron virtualmente y por ejemplo cantar juntos el feliz cumpleaños en el momento de soplar las velitas a través de la pantalla en el medio de la calle principal de Taormina, son de las cosas que quedan grabadas en nuestra memoria por siempre. Compartir esos momentos nos permitieron estar cerca a la distancia y en algunos casos darnos la fuerza que necesitábamos para seguir adelante.

De todas formas la distancia pone sobre el escenario muchas situaciones para lo bueno y lo malo. Sentir las reacciones de familiares, amigos y conocidos es una de las primeras cosas que impactan. En algunos casos nos sorprendió la ausencia, la distancia planetaria que pusieron otros, los que directamente desaparecieron, los que aparecieron, las relaciones que reflotamos, las que no eran tan sólidas como creíamos, las que construimos, las que consolidamos aún más fuerte y así podría seguir pero el tiempo y pasar por el tamiz de la comprensión ayuda mucho. Los seres humanos somos muy extraños y a veces víctimas de nuestros propias miserias. Pretendo ser mas flexible en mis palabras, pero me brota mi lado de abogada...que va ser, es lo que soy. La dualidad abogada arquitecta aparece siempre como el yin yang.

Aprendimos a ir más lento y disfrutar de las pequeñas cosas de cada día, a reformular los conceptos de casa, familia, trabajo, a romper barreras, creencias y prejuicios.

Nosotros no tenemos todo resuelto pero creemos en la decisión que tomamos y lo que la motivó. Tal vez en otra circunstancia nos hubiéramos aferrado más a los miedos, a los "y si tal o cual cosa". Pero esta es nuestra historia.

Ya que no tuvimos como objetivo dar la vuelta al mundo en un tiempo "x", este stop en Italia no nos afecta. Sentimos por momento ansiedad por cruzar los límites pero con tanto para ver, conocer y disfrutar enseguida calmamos el espíritu viajero.

Estábamos en Sicilia cuando surgió la posibilidad de festejar este primer año en Cerdeña. Vaya que es paradisíaca! un encanto de lugar.

Hoy nos perdemos en esta playa y brindamos por este año agradecidos al universo que nos acompañó y dio la fuerza para superar los obstáculos recorriendo Italia, Croacia, Suiza, Alemania, República Checa, Turquía, Sudáfrica, Egipto, Jordania, Marruecos, Irlanda, Irlanda del Norte, Escocia, Gales, Inglaterra y Bosnia Herzegovina.

Cada día es un nuevo desafío, un descubrir ilimitado, un aprendizaje constante.

Vivir la vida aquí y ahora en cualquier parte del mundo. Gracias universo!



 

Sobre nosotros

Somos Walter y Valeria, una pareja nómada Italo-Argentina. Dejamos atrás una vida acomodada y decidimos salir de nuestra zona de confort, para disfrutar de nuestras pasiones. Habíamos vivido casi medio siglo cuando tomamos la decisión, ahora, esperamos vivir la otra mitad viajando.

 

Seguir leyendo

 

Contacta con nosotros

© 2020 by Going Places. Proudly created with Viajar Aquí y Ahora

Únete a nuestra lista de correo

  • YouTube - círculo blanco
  • White Facebook Icon
  • Tik Tok